Reseña: Sons Of Apollo Psycothic Symphony

Queremos terminar la semana con nuestra reseña habitual, en esta oportunidad Daniel Iglesias se adentra con el super grupo de metal progresivo Sons Of Apollo.

Nos encontramos ante el primer trabajo de este nuevo supergrupo, lo llamo así debido a la calidad de sus integrantes, afamados y reputados por sus trayectorias pasadas y que nos han dejado grandes momentos dentro de la música. El mero hecho de nombrarles ya puede indicarnos lo podremos encontrar dentro de este disco, aquí tenemos a Mike Portnoy y Derek Sherinian (Ex – Dream Theater), Ron Thal (teclista de Guns and Roses en Chinese Democracy), Jeff Scott Soto (Ex – Journey, Ex – Yngwie  Malmsteen) y a Billy Sheehan( Mr. Big y The Winery Dogs).

Una vez detallada la formación podemos decir que nos encontramos ante un buen puñado de canciones de rock progresivo y melódico con algunos toques de hard rock puntuales.

Era de esperar lo que podíamos encontrarnos, viendo la procedencia de todos sus integrantes. Aun así tenemos un trabajo en el que los que más sobresalen y digámoslo de otro modo, los que mas llevan la música hacia su terreno son los dos ex – componentes de Dream Theater.

Solamente el atrevimiento que proponen desde el inicio es de muy alto calibre, “God of the sun”, un tema de once minutos de duración, dividido en varias partes, es toda una declaración de intenciones, nada de guardarse algo para más adelante, desde que empezamos la escucha, ya tenemos en nuestros oídos todo un regalo por parte de estos maestros, toques orientales para comenzar, aderezados por los teclados de Sherinian para desembocar en una base rítmica llevada prácticamente en su totalidad por Portnoy y Shehann. La labor vocal también destaca encontrándonos a un Soto en plena forma, el sonido es pulcro y limpio y se nota que la producción es magnifíca.

Proseguimos con “Coming home” que nos traslada a épocas pasadas, a la década de los ochenta , tema rockero de alta calidad, coros muy notables y un estribillo que nos pega de primeras, siendo de los mas recordados dentro del redondo.

Soto lleva a su terreno el tercer tema “Signs of the time”, una canción con toques agresivos si es que puede ser utilizada esta palabra dentro de sus registros musicales, una pieza con toques groove en sus guitarras, tintes industriales por momentos, y una interpretación en la que saca a relucir de maravilla su voz.

Inicio pausado, calmado, sosegado para “Labyrinth”, he de reconocer que nunca he sido un seguidor de Dream Theater, a excepción de contadas ocasiones y temas sueltos, pero he de reconocer la calidad de su batería Mike Portnoy, aquí lleva todo el peso de la canción, marca el ritmo constantemente para que sus compañeros le acompañen a la perfección, tema largo que alcanza los 9 minutos de duración, y en el que su momento más álgido llega sobre los 6 minutos, momento en el que todos los integrantes parecen dar rienda suelta a su inspiración deleitándonos con un pasaje realmente increíble.

“Alive”, uno de los temas mas cortos del disco, muy directo en su concepción y de nuevo hecho para el lucimiento de su vocalista, donde nos muestra la amplia gama de registros que es capaz de albergar bajo sus cuerdas vocales.

“Lost in Oblivion” es agresiva, veloz y muy heavy en su concepto, podemos encontrarnos ritmos muy cercanos al thrash, la batería se vuelve frenética por momentos para poder seguir el tempo de la canción. Una de mis favoritas dentro de este trabajo.

Pequeño interludio a cargo de “Figaro´s whore” para adentrarnos en el final del disco con “Divine Addiction” en la que el espíritu de los incombustibles Deep Purple nos invade por completo, parece que tenemos ante nosotros a la veterana formación pero no, son estos cinco maestros llamados Sons of Apollo, los que nos hacen rememorar aquella época dorada, una gran canción que nos acerca al final.

Para dicho final creo que el nombre lo dice todo “Opus Maximus”, tema de casi once minutos de duración completamente instrumental, en el que cada uno de los integrantes da rienda suelta a su virtuosismo e imaginación, regalándonos partes de batería y solos memorables, para este final han se han dejado llevar completamente y como era de esperar la inspiración ha venido sola, todo fluye de manera sobresaliente, un acierto muy grande cerrar con un tema de este calibre, para demostrar todo lo que son capaces de ofrecernos.

Probablemente nos hayamos encontrado lo que esperábamos, viendo los miembros de esta formación, un trabajo que pese a las influencias pasadas, suena fresco y actual.

Esperemos que los compromisos de cada uno de los integrantes les dejen seguir con este proyecto adelante, mientras tanto podemos seguir deleitándonos con este gran debut.

Recordamos que la banda estaran en la proxima edicion del festival Be Prog My Friend!el 29 y 30 de Junio en Poble Espanyol de Barcelona.

Be first to comment